Inicio Canarias Tenerife, Gran Canaria y Fuerteventura pasan a nivel de alerta 3

Tenerife, Gran Canaria y Fuerteventura pasan a nivel de alerta 3

Habrá cierre perimetral en Semana Santa

1376

El Gobierno de Canarias ha anunciado este jueves, 18 de marzo, medidas extraordinarias para frenar el coronavirus en las islas durante la Semana Santa y, además, cambios en los niveles de alerta vigentes. Así, el consejero de Sanidad, Blas Trujillo, ha anunciado que las islas de Fuerteventura, Tenerife y Gran Canaria suben al nivel 3 de alerta sanitaria tras el empeoramiento de sus indicadores epidemiológicos.

Según avanza el periódico digital canariasahora.com, estos nuevos niveles entran en vigor a las 00.00 horas de este lunes, 22 de marzo, e implican toque de queda desde las 22.00 horas a las 06.00 horas, grupos máximos de personas de cuatro personas, excepto convivientes y cierre perimetral de estas islas, es decir, solo se puede entrar y salir de ellas bajo alguno de los supuestos recogidos en la ley. Estos son acudir a atender a un familiar dependiente, por trabajo, personas con reserva en un alojamiento hotelero y regreso a una vivienda familiar.

También se contempla en el nivel de alerta 3 el cierre del interior de bares y restaurantes, así como sus barras. Sin embargo, el Gobierno ha anunciado que se permitirá el envío de comidas a domicilio hasta las 00.00 horas.

En Fuerteventura empeora especialmente la ocupación de camas UCI. En Tenerife, la incidencia acumulada, especialmente en mayores de 65 años, lleva varias semanas empeorando, mientras que Gran Canaria también ve subir sus indicadores de riesgo, pero más lentamente. Sin embargo, la «experiencia», ha dicho consejero de Sanidad, «nos lleva a tomar medidas de prevención», por lo que también pasa a nivel de alerta 3.

La Palma, La Gomera y El Hierro se mantienen en nivel 1 porque sus indicadores «progresan de manera adecuada». Lanzarote se mantienen también en nivel 2, pero pronto pasará al nivel 1 dada su mejoría.

Medidas específicas para Semana Santa

Como medida principal, el consejero ha anunciado que el archipiélago se cierra perimetralmente durante la Semana Santa para las llegadas de fuera del Archipiélago, no así para las salidas, con las salvedades recogidas en la ley; y entre islas, independientemente del nivel de alerta, se exigirán pruebas diagnósticas negativas. Sí podrán volver a las islas aquellos residentes que regresen al archipiélago por estas fechas.

El toque de queda se establecerá en todas las islas desde las 22.00 horas hasta las 06.00 horas.

Opciones de cookiesRechazar todo