Hace más de diez años que los policías locales, a través de la Plataforma Social de Policía Local (PSPL), hemos intentado que se nos reconozca la jubilación anticipada, como al resto de cuerpos policiales. “Llevamos más de diez años intentando que las plantillas de los policías locales se vean rejuvenecidas para poder dar un servicio de calidad al ciudadano. Durante más de diez años hemos metido mociones en los ayuntamientos. Nos hemos estado reuniendo con políticos de todo signo, tanto en el Congreso como el Senado, quienes tras oír nuestra reivindicación nos manifestaban su apoyo incondicional a nuestra demanda. Incluso hubo alguna Proposición no de Ley, con la que se intentó dar un nuevo impulso a la elaboración del dormido Real Decreto” se señala en un comunicado.

Durante los últimos dos años parecía que el gobierno acometía por fin los trámites necesarios para atender nuestras demandas, incluso contamos con el apoyo de la inmensa mayoría de los municipios de España, a través de la Federación de Municipios de España, cuyo presidente manifestó públicamente no solo la adhesión a la reivindicación sino la inminente posibilidad, de poder acceder a la referida jubilación anticipada.

Hace meses que “nos encontramos con una situación paralizada que incide en las plantillas de policía local y en la propia organización de los municipios que, ante la “inminente” aprobación del Real Decreto, se apresuraron a establecer pautas organizativas para acometer la salida de efectivos de sus correspondientes plantillas. Y a día de hoy se sienten tan engañados como los propios policías locales”.

Desde la PSPL, se considera que ya ha transcurrido demasiado tiempo en esta histórica reivindicación. “Que a día de hoy nos encontramos con un impasse de la Administración a la que no damos más explicación que un oportunismo político, fomentando con su actuación un clamoroso descredito a las actuaciones políticas. Estamos hartos después de tantos años, de recibir buenas palabras y vacuas intenciones” se apunta.

Ante esta situación y cansados del “vuelva usted mañana” y de que el Gobierno actúe en su propio interés político “hemos decidido concentrarnos, todos los policías locales de España, el día 15 de febrero frente al Ministerio de Empleo para expresar nuestro malestar ante la demora en atender nuestra reclamación y exigir de una vez por todas la aprobación del Real Decreto que facilitaría el rejuvenecimiento de todas las plantillas de policías locales de España y garantizaría no solo una adecuada atención ciudadana, sino la propia seguridad entre los mismos policías en sus actuaciones”.